Recogida de aceite de cocina usado

Se ha reanudado el servicio de recogida de aceite vegetal usado para potenciar su reciclado. Para ello, se instalarán contenedores en los mercadillos de los martes, en San José de Valderas y Parque de la República.

Servicio de recogida de aceite de cocina usado.
Se ha reanudado el servicio de recogida de aceite vegetal usado para potenciar su reciclado.

El Ayuntamiento de Alcorcón ha reanudado el servicio de recogida de aceite vegetal usado, con el objetivo de potenciar su reciclado. Se hará en los dos mercadillos que se organizan en las zonas de San José de Valderas y Parque de la Republica.

Todos los martes en horario de 8.30 a 14.30 horas se instalarán dos contenedores de color naranja, convenientemente identificados para que los ciudadanos puedan depositar en su interior las botellas de aceite usado que generan en sus domicilios cuando vayan a hacer la compra.

En el mercadillo de la calle Carballino, el contenedor naranja estará instalado próximo a la caseta de aparcamiento, junto a la avenida Alcalde José Aranda; mientras que en el mercadillo del Parque de la Republica estará en la entrada por la calle Parque Ferial.

Se recomienda que las botellas que se utilicen para su depósito sean de plástico y no de vidrio, y que no se vierta directamente el aceite sobre el contenedor. Para evitar derrames accidentales que puedan ensuciar la vía pública, hay que introducir la botella con el aceite en el contenedor. Si bien los contenedores que se instalan son estanco, lo que facilitará su retirada y transporte hasta la planta de tratamiento.

Este servicio complementa los otros lugares de depósito en los puntos limpios de la calles Polvoranca y Químicas.

Beneficios

El aceite vegetal es uno de los principales alimentos utilizados en nuestras cocinas y que, una vez que se ha utilizado y termina su vida útil en la freidora o la sartén, en ocasiones se vierte incontroladamente en el fregadero y se convierte en un residuo contaminante que puede acabar en ríos y embalses, o bien perjudicar el estado del alcantarillado y el funcionamiento de las depuradoras.

Cada litro de aceite usado que se arroja por los desagües puede contaminar 1.000 litros de agua. Si este residuo se deposita en un contenedor para su reciclaje, podrá ser reutilizado una vez que sea tratado adecuadamente, para la fabricación de biodiesel, evitando el consumo de petróleo para fabricar combustibles convencionales y reduciendo la contaminación atmosférica. Por tanto, se contribuye a la lucha contra el cambio climático.